Inicio » Contundencia » Contundencia Grupal

Contundencia Grupal

Imagen18

 

El sentido de la contundencia

Mi incursión en el fascinante mundo de la contundencia surgió, sin sospecharlo al principio, de mi gran afición al ajedrez desde la temprana adolescencia. Recuerdo el gran impacto que me causó el conocimiento de las hazañas del ajedrecista Bobby Fischer. En 1956, a los 13 años de edad, derrotó al Gran Maestro Donald Byrne, uno de los mejores jugadores de Estados Unidos, en un encuentro que muchos expertos han considerado como la partida del siglo. A los 20 años de edad ganó el Campeonato de los Estados Unidos con once victorias, cero empates, cero derrotas (11/11), único puntaje perfecto en la historia del torneo.

Este maestro de ajedrez demostraba a través de sus geniales jugadas un pensamiento tan coherente y tan consistente que superaba con aparente facilidad a los más destacados ajedrecistas de ese momento. En su camino al campeonato mundial, que conquistó en 1972 al vencer en forma aplastante al soviético Boris Spassky, Fischer batió 6-0 a Taimanov, uno de los más grandes ajedrecistas rusos y luego venció 6-0 al campeón de Europa, Bent Larsen. ¡Triunfos épicos!

El ajedrez es una danza de la lógica pero es también un combate de mentalidades, lo que lo convierte en una rigurosa escuela del pensamiento. Cuando un Gran Maestro del juego ciencia analiza sus partidas y explica detalladamente el porqué de sus estrategias y de sus maniobras tácticas, nos está dando grandes lecciones de coherencia mental y de consistencia. Lo asombroso de Fischer es que fue incluso más allá: sin proponérselo se convirtió en un maestro de la contundencia.

Tristemente, aunque alcanzó resultados demoledores, Fischer no pudo equilibrar su genialidad con una vivencia integral lo suficientemente sólida, lo que le ocasionó notorios problemas psicológicos. Tomando esto como advertencia para quienes quieren incursionar en el mundo de la consistencia, surge un primer postulado de trabajo: la contundencia (en cualquier campo de actividad) debe ir a la par con el desarrollo integral de la persona y (en los exigentes tiempos de hoy) con un ascenso gradual de su nivel de consciencia. No es solo cuestión de Hacer y de Pensar, sino (y ante todo) de Ser.

Por fortuna, casos actuales de contundencia, como el del entrenador Phil Jackson (once veces campeón de la NBA), el astronauta Edgar Mitchell (hombre de acción, fallecido recientemente, que se transformó en hombre del pensamiento y del Ser), o el estadista Vaclav Havel (13 años al frente de los destinos de la República Checa, otro grande del Ser) demuestran que cuando el progreso externo se equilibra, complementa y enriquece con un buen desarrollo interno, los resultados son espectaculares. Estas leyes son válidas también para grupos humanos. Un buen ejemplo en nuestro mundo corporativo del contundente poder de la correlación interna-externa, Ser-Hacer,  es el de la empresa Línea Directa, cuyo historial humano y comercial es digno de admiración.

Mis vivencias en múltiples campos, entre ellos la Literatura (cito por ejemplo el genial postulado “Consistencia” del escritor Italo Calvino, una de sus Seis propuestas para el próximo mileno) me llevaron a  profundizar en estos asuntos y descubrir la importancia del proceso Coherencia => Consistencia =>Contundencia.  En mis últimos libros he venido abordando este tema secuencial, y la tarea de estructurar y liderar durante varios años un amplio grupo de traductores de alto desempeño, para la empresa Expert Translators (Estados Unidos), me demostró la utilidad de este enfoque. A través de conferencias y del acompañamiento a grupos humanos estoy dando a conocer estas ideas y ayudando a implementarlas. Este documento ofrece una visión panorámica sobre la contundencia grupal, cuya esencia se resume en este diagrama:

 

Imagen5

.

La contundencia como ruta de progreso y evolución

Cuando procuramos ser personas realmente coherentes y profundizamos en el significado e implicaciones de la palabra coherencia, descubrimos con asombro ciertas incoherencias, tanto en nosotros como en quienes nos rodean. Dos grandes detectoras de incoherencias son las diferencias que vivimos a veces entre lo que pensamos y lo que decimos, y entre lo que sentimos y lo que hacemos.

Al trabajar a fondo y exitosamente en la tarea de erradicar en uno mismo la incoherencia, se descubre poco a poco un nuevo horizonte vital, una vivencia que puede resumirse con la palabra consistencia. Un caso digno de mencionar es el de Jeff Roberti, exitoso campeón de ventas durante 25 años en la empresa Juice Plus+. En sus recientes conferencias se evidencia que él fusiona en forma práctica el poder del Pensamiento, el Amor y la Voluntad, con resultados muy tangibles. Roberti emplea a menudo el concepto de la consistencia y lo aplica no solamente a los procesos de negocios sino a la forma de conducir la propia vida. De hecho suele hacer referencia a “una rutina diaria consistente”.

Tratar de ser más consistentes, como personas y en todos nuestros procesos y proyectos, es un gran desafío. No obstante, al saborear los frutos de cada nueva victoria comprobamos que es un esfuerzo que bien vale la pena. Quizá lo mejor de todo es que cada progreso hacia la consistencia nos va acercando a una vivencia aún mayor, más exigente, más profunda, más gratificante: la contundencia. 

El atento estudio de las leyes de este proceso, coherencia => consistencia => contundencia, tanto en mí mismo como en otras personas y en muchos grupos humanos, me ha llevado a formular la siguiente afirmación que espero justificar a lo largo de este artículo:

.

Imagen17

.

El rol de la sinergia para vivir la contundencia grupal

Lecturas, observaciones, reflexiones y prácticas me han llevado a concluir que la sinergia tiene el potencial para hacer que un grupo humano evolucione con mayor rapidez, agilidad e intensidad. Si bien es cierto que alcanzar un estado grupal altamente sinérgico tiene su precio en términos de esfuerzos, los resultados que esto sugiere son prometedores. Los elocuentes éxitos de Phil Jackson y de otros Maestros de la Contundencia en los que he profundizado así parecen indicarlo (véase por ejemplo las muchas páginas que dedico en este blog a grandes ejecutores como Ervin Laszlo y Vaclav Havel, seccióndocs).

En su libro Canastas Sagradas, Jackson da a conocer uno de los fundamentos de su filosofía: la sinergia. “El baloncesto es un deporte que implica la sutil interacción de los jugadores, a gran velocidad, hasta tal punto que piensan y se mueven como uno solo”.

En una entrevista para la revista EnlightenNext2, Jackson dijo:

  • No importa qué tan buenos sean los rivales a nivel individual, no pueden competir contra un equipo despierto, consciente y en el que los jugadores confían entre sí.
  • Los Bulls ganaron seis campeonatos de la NBA en nueve años porque nos centramos en el poder de la unidad en lugar del concentrarnos en el poder de un hombre.
  • El inegoísmo es el alma del trabajo en equipo. En nuestro equipo tenemos una norma práctica: cuando te sales del partido y te pierdes en ti mismo durante más de dos segundos, destruyes nuestro ritmo, porque al recibir el balón te conviertes en el punto focal y nuestro sistema se rompe. Es así de simple.
  • Es cuestión de abrazar una visión en la que el imperativo del grupo está por encima de la gloria personal.

.

En su apasionante libro El Camino del Explorador, el astronauta Edgar Mitchell expresa en forma magistral un momento cumbre de sinergia grupal, poco antes del lanzamiento del cohete que los llevaría exitosamente hasta la luna:

.

Imagen20

.

Los resultados de Jackson, de Mitchell y de otros grandes realizadores grupales nos permiten afirmar que la sinergia es trabajo en equipo llevado a un nuevo nivel creador.  Todo esto parece interesante, pero ¿cómo vivirlo en términos reales y prácticos? Para buscar la respuesta hagamos un viaje a un terreno completamente distinto.  Visitemos un campo a años luz de distancia del pragmatismo deportivo: el mundo intelectual. Los pensadores Ervin Laszlo y Peter Corney coinciden en que lo sistémico y lo sinérgico están en el núcleo de los procesos evolutivos. Las profundas y amplias reflexiones de Laszlo, autoridad mundial en el campo la Teoría General de los Sistemas Vivientes, lo han venido orientando con fuerza hacia lo que algunos denominan la Sistémica Evolutiva, donde las leyes biológicas sirven como una de las bases para desentrañar algunas leyes de la consciencia.

Por su parte el biólogo Peter Andrew Corning en el fascinante estudio titulado Hipótesis sobre el sinergismo: el concepto de sinergia y su rol en la evolución de los sistemas complejos3 profundiza en el pensamiento sinérgico y muestra su empleo en muchas disciplinas científicas, entre ellas la Física Cuántica (coherencia cuántica, donde los efectos cuánticos colectivos son de naturaleza sinérgica), la Física (fenómenos caóticos y autoorganización crítica), la Termodinámica (estructuras disipativas), la Biofísica (hiperciclos), la Química (macroestructuras moleculares), la Bioquímica (supramoléculas), la Biología Molecular (ADN), la Biología del Desarrollo (genes homeóticos), la Ecología y Biología de la Conducta (coevolución, simbiosis y sociobiología) y la Antropología (evolución cultural).

A Peter Corning, director del Instituto para el Estudio de Sistemas Complejos, en Washington, se le conoce especialmente por su trabajo en el rol causal de la sinergia en la evolución.

Mi hipótesis, en esencia –afirma Corning–, es que la sinergia, una palabra vagamente familiar para muchos de nosotros, es de hecho uno de los grandes principios organizadores del mundo natural. Ha sido la fuente de la creatividad en la evolución y ha jugado un rol central en la evolución de la complejidad en la naturaleza. La Hipótesis sobre el Sinergismo afirma que la sinergia ha sido un gran agente causal de la evolución.

“La sinergia es energía que se expande a través de la cooperación”, decía el genio inventor y futurista norteamericano Buckminster Fuller, uno de los primeros en emplear esa palabra con su connotación actual. Para comprender la sinergia sugiero interiorizar primero el concepto de la díada, muy bien trabajado por Edgar Mitchell en su libro El camino del explorador. Una díada son dos elementos que interactúan y se retroalimentan entre sí. Mitchell hace referencia a varias díadas, entre ellas la potente correlación Energía-Información que se vive en el cosmos. Este autor profundiza en el tema con extraordinaria habilidad. En términos prácticos recomiendo darle alta prioridad a la díada Amor-Pensamiento: Amar más el pensamiento y pensar más en el poder del Amor. ¡Profundizar en esta díada y tratar de vivirla es todo un desafío! Cuando se progresa en esta “díada interna” (y se pasa luego a una tríada interna) se captan más fácilmente las posibilidades de las sinergias externas.

La sinergia es una integración de elementos que da como resultado algo más grande que la simple suma de ellos. De las observaciones de Corney, Laszlo, Jackson y Mitchell sugiero extraer esta hipótesis de trabajo:

.

Imagen2

.

En el caso específico de Jackson, muchos rivales suyos seguramente sabían que su secreto era la sinergia, pero no podían comprender por qué las sinergias generadas por él y su gente eran tan potentes y efectivas. ¿De dónde provenía ese plus de energía e inspiración que marcaba la diferencia y hacía que la contundencia fuera real? La lectura detenida de sus libros Canastas Sagradas y Once Anillos me resultó reveladora. En cada uno de losyoes con que venía trabajando para la elaboración de mi libro Inspiración Realizadora, Jackson mostraba altos desempeños: el yo pensante, el yo amoroso, el yo guerrero, el yo artista, el yo conocedor, el yo creador, el yo tejedor de sinergias. Y todos ellos confluían para darle una potencia excepcional al yo responsable de la contundencia: el yo pragmático.

.

1 (4)

.

La lectura de los escritos de Jackson me llevó además a concluir que su gran despliegue de energía creadora era a su vez causa y efecto de su potente correlación Cielo-Tierra, Ser-Hacer. En la sección Inspiración Realizadora, subsección Exponentes Ser-Hacer, muestro abundantes casos de quienes han demostrado un alto desarrollo en esta correlación. Con base en esto he elaborado la lista de quienes denomino Maestros de la contundencia:

.

 

Imagen25

.

De la fácil teoría a la desafiante práctica

Los métodos y técnicas que propongo para ascender hasta el estado donde es posible vivir la Contundencia Grupal requieren considerar a la “atención plena” y a la sinergia como nuevos estándares profesionales. Así lo hizo Jackson con sus jugadores, como bien lo explicó en Once Anillos y como lo ratificó en la entrevista que le hizo Oprah. Aunque el tema de la atención plena (mindufulness) rebasa los objetivos de este artículo, puedo decir que es un asunto cada vez más apreciado en el mundo ejecutivo, tal como lo explica Otto Scharmer. A los buscadores de tesoros les recomiendo explorar en la Web los trabajos de Jon Kabat-Zinn, pionero en mindfulness.

Antes de continuar, vale la pena una voz de advertencia. Estos procesos son potentes y efectivos, pero tienen su precio en términos de esfuerzo y de consciencia, como hemos dicho, porque implican la capacidad de dar un “salto bifurcativo”, al que denomino Cruce de aguas bravas. Toda la humanidad está viviendo esta transición y cada uno de nosotros -al igual que nuestros grupos y organizaciones- también estamos llamados a cruzar este desafiante umbral de la transformación. Este es uno de los más fascinantes retos planteados hoy por el Espíritu de la Época.

.

Imagen13

 

El punto de bifurcación, concepto ampliamente explorado en la Física y en las Matemáticas, permite intuir que cuando a un sistema viviente se le aplica la suficiente energía, llega a un punto en el que no puede permanecer estático: o asciende y se integra a sistemas mayores, o desciende y vive una realidad más limitada. Cuando se afronta con éxito este desafío, la consciencia se amplía, la perspectiva crece y los resultados se multiplican. Este es un postulado básico de lo que denomino la Sistémica Evolutiva planteada por el genial pensador Ervin Laszlo. (Los interesados en profundizar en los conceptos de Laszlo pueden ver su largo escrito titulado Caminos hacia la civilización planetaria, en la sección Docs de este blog). El exitoso cruce de las aguas bravas permite subir a un nuevo nivel en la espiral del ascenso de la existencia individual y organizacional. La siguiente ilustración capta la esencia del mismo y la tabla que le sigue sintetiza las ideas básicas:

.

Imagen11

.

Nivel

Fase

Técnica

Consciencia

Transición

1

Coherencia

Triple Sinergia grupal

Egosistema (Scharmer)

Del yo al Yo

2

Consistencia

Inspiración Grupal

Sistema híbrido

Del Yo al nosotros

3

Contundencia

Ímpetu Sinérgico

Holosistema

Del nosotros al todos

.

La consistencia está precedida por la coherencia y ambas crean las condiciones para la contundencia. Una trilogía secuencial que sirve como campo fértil para la reflexión y la acción.

.

Tres sugerencias

Lo primero que sugiero para un grupo decidido a alcanzar la contundencia es que trabaje a fondo con lo que denomino la Triple Sinergia Grupal: sinergia de corazones, sinergia de pensamientos y sinergia de voluntades. En teoría parece fácil. En la práctica es arduo, como hemos explicado, en especial en quienes la consciencia trascendente aún está en la etapa latente. En mis recientes libros y conferencias muestro cómo trabajar con la Tríada Voluntad-Amor-Pensamiento, considerados como grandes Activos Vitales, y profundizo en la Sinergia y en el Gozo Creador como otros valiosos Activos Vitales. (Estos cinco, cuando se fusionan y se viven, conforman el Quíntuple Poder).

.

Imagen6

.

Como complemento al tema de la Triple Sinergia recomiendo estudiar al asesor organizacional Otro Scharmer (incluyo tres documentos alusivos a él en la sección Sinergias) y captar su filosofía del pensamiento abierto, corazón abierto y voluntad abierta. Son conceptos esenciales planteados en sus libros y en su breve documento denominado Teoría U, descargable del sitio web de Presencing Institute, que él preside.

Cuanto más trabaje un grupo la Triple Sinergia Grupal más se conocen sus integrantes y más crecen a nivel individual y grupal. Es una fase intensa en la que muchos empiezan a comprender lo que significa la transición del yo al Yo y por qué la matrix del egosistema es tan envolvente que la persona vive sumergida en él sin siquiera notarlo. En su último libro Leading from the emerging future (Liderazgo desde el futuro que emerge), Otto Scharmer explica muy en detalle qué es un egosistema y cuáles son sus limitaciones y peligros, por ser un sistema cerrado. Este libro por ahora está disponible solamente en inglés.

Lo segundo que recomiendo es explorar el amplio mundo de lo que denomino la Inspiración Grupal, la cual se vive a medida que se pasa del Yoal nosotros. En esta etapa se empiezan a identificar los linderos del egosistema y se empieza a presentir lo que podría ser un holosistema. En nuestras sesiones de Inspiración Grupal buscamos crear las condiciones para que aflore el alma grupal. Como afirma Dave Pollar, casi invariablemente la respuesta de un grupo bien conectado es mucho mejor que la respuesta de cualquier experto individual, e incluso es superior a la mejor respuesta de los expertos en el grupo.

En la sección Inspiración Realizadora,  subsección Inspiración Grupal, suministro detalles sobre esta etapa y expongo algunas de las iniciativas de vanguardia, entre ellas el Art of Hosting.  Considero que esta etapa se vive, disfruta y aprovecha cuando se realiza un trabajo concienzudo. De gran ayuda en esta fase y en las posteriores es también el pensamiento de Cassandra Vieten, Presidenta y CEO del Instituto IONS, experta en el tema de la transformación, a quien considero una Gran Maestra de la Contundencia (pueden verse dos documentos sobre ella y sus planteamientos en la secciónSinergias de este blog).

.

Modelo de la Transformación Humana-DEF

.

Lo tercero que recomiendo es profundizar individual y grupalmente en el Modelo de la Transformación Humana, elaborado por Cassandra Vieten y varias colegas en el Instituto IONS. Conlleva comprender, entre otras cosas, qué significa pasar del Nosotros al Todos, hasta llegar a sentirnos realmente parte de la transformación colectiva. En la vida grupal, a esta intensa fase la denomino Ímpetu Sinérgico. La transición de la aspiración hacia la inspiración es convertida por el corazón en voluntad de vencer. El más inspirador documento audiovisual que conozco como reflejo de esta fase realizadora -en términos prácticos- es el video Learning to fly de los Bulls de Chicago, del cual existe versión traducida al español. Esta etapa implica la capacidad de generar individual y grupalmente el mejor futuro posible, y en esto Otto Scharmer es un consumado maestro para el mundo organizacional.

Imagen19

.

El tema de la consciencia juega un rol fundamental para captar las nuevas tendencias hacia la contundencia, y en esto los planteamientos de Scharmer son decisivos.

.

Estudio de casos actuales dentro y fuera de las organizaciones

En mis conferencias, talleres y acompañamientos hacemos análisis de casos concretos. Uno de los muchos casos es el de los pilotos integrantes de la flotilla Blue Angels. Tras observar sus enfoques y métodos, nos planteamos preguntas como: ¿Viven estos hombres una verdadera contundencia grupal? ¿Cuánta consciencia hay en lo que hacen?

.

Imagen7

.

Todos los inviernos los integrantes de Blue Angels dejan sus hogares y van juntos al desierto durante dos meses y medio. “Requiere mucho tiempo lograr que todos alcancen la sincronización necesaria para mantener juntos un mismo ritmo”, explica el comandante Russ Barlett. “Así que vamos allí a descubrir cómo piensa cada uno, conocer su forma de ser y aprender todo lo necesario para desenvolvernos juntos en el aire. Nuestro vuelo conjunto se basa en la entonación de mis palabras, las cuales les indican exactamente lo que yo estoy haciendo a cada instante. Volamos tan juntos que tenemos que ejecutarlo todo simultáneamente. “En su formación más estrecha, cada piloto sitúa su avión en tal forma que el extremo del ala está a doce pulgadas de la cabeza de su compañero”.

Uno de los muchos casos analizados es el sorprendente éxito de la selección Colombia de patinaje:

.

Imagen21

.

 

En una conversación que sostuve con el entrenador Elías del Valle, uno de los grandes artífices de los éxitos de la selección Colombia, le conté sobre los enfoques del entrenador Phil Jackson y recibió esta información con especial interés.

.

Una definición acorde con los nuevos tiempos

Con base en todo lo planteado aquí, y a manera de síntesis práctica y de cierre de este artículo, me atrevo a formular una definición que procura ajustarse a lo que nos viene revelando el Espíritu de la Época:

.

Imagen12

.

He escrito esta definición inspirado en cada uno de los Maestros de la Contundencia, pensando en sus luchas, derrotas, triunfos y realizaciones. Veo que ellos mismos, al igual que su pensamiento y su acción, se hacen más y más grandes con cada década que pasa. Vaclav Havel, intelectual, estadista y hombre del Ser, líder de la “revolución aterciopelada” que dejó huella en el pueblo checo y en el mundo. Ervin Laszlo, ejemplo vivo para todo hombre de ciencia por su capacidad de equilibrar la brillantez intelectual con un comprometido activismo planetario. Nancy Roof en su infatigable labor tejedora de redes planetarias de consciencia a través de la revista Kosmos. Phil Jackson, divulgador del pensamiento trascendente a través de sus triunfos deportivos y de libros de la fuerza y grandeza de Once Anillos.

Lisa Gerrard, cuyas canciones y notas nos conectarán siempre y en forma directa con el Alma Planetaria. Eben Alexander, el neurocirujano cuya experiencia cercana a la muerte se convirtió en un sólido vínculo con los mundos espirituales, como lo muestran sus libros y lo corroboran sus más inspiradas conferencias. Otto Scharmer y su monumental tarea de ayudar a reconstruir las bases de la economía planetaria a partir de los sólidos pilares de la consciencia. Edgar Mitchell, el astronauta cuya experiencia en la luna le reveló un horizonte trascendente que nunca imaginó posible y quien tuvo la determinación de compartir con nosotros esa visión durante más de 40 años a través del Instituto IONS. Cassandra Vieten, hoy directora del Instituto IONS, Psicóloga, investigadora y constructora de sólidos puentes entre la ciencia y la consciencia.

Sigamos el ejemplo de estos maestros, adaptemos su conocimiento a nuestras propias vidas y seamos siempre esa dinámica síntesis viva entre el  pensar y el sentir, el querer y el hacer.

——

Una forma de aplicar estas ideas a nivel individual, grupal y organizacional es a través del programa de acompañamiento denominado Ve por tu cumbre:

Imagen2-2

Cada uno de estos temas es abordado en las principales secciones de este blog. Vivencia Dinámica, cuyo delineamiento básico puede verse en la sección de este blog que lleva ese título, emplea un lenguaje universal, simple y práctico, a partir de tres “Activos Vitales” (pensamiento, corazón y voluntad). El Quíntuple Poder lleva ese conocimiento a un nuevo nivel (se trabaja con cinco activos vitales) y el de Inspiración Realizadora es verdaderamente avanzado (Ocho activos vitales).

Luis Eduardo Yepes
(c) 2016 – Derechos reservados 
Publicación de libre reproducción, citando siempre el autor y la fuente.

.

1 La liga de más alto nivel profesional del baloncesto de EUA. Con los Bulls de Chicago obtuvo seis títulos y con los Lakers de los Ángeles obtuvo cinco.

2 Entrevista a Phil Jackson realizada por Ross Robertson y publicada en la revista ElightenNext en la edición de mayo-julio de 2004. Fuente: http://www.enlightennext.org/magazine/j25/teamwork.asp

3  El documento original, The Synergism Hypothesis: On the Concept of Synergy and It’s Role in the Evolution of Complex Systems, puede hallarse en: http://www.complexsystems.org/publications/synhypo.html.

.

leyepes@gmail.com

 

.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: