Inicio » Ajedrez » Libro Caissa

Libro Caissa

carc3a1tula-final-los-cinco-tesoros-de-caissa

.

El libro Los cinco tesoros de Caissa, escrito por Luis Eduardo Yepes, promueve cualidades y actitudes que necesitarán las nuevas generaciones para afrontar sus grandes retos humanos y ecológicos. Un relato ameno e inspirador, en el que cinco niños luchan por defender a su pueblo de la siembra masiva del mortífero árbol Upax. Caissa respalda a los niños y emplea el ajedrez para ayudarles a fortalecer la capacidad mental y la voluntad.

Autor también de Ajedrez ilustrado para niños y La magia del ajedrez, publicados con Panamericana Editorial, Luis Eduardo sorprende con esta narración, bellamente ilustrada por Giovanny Zapata. Una obra ideal para la familia y el colegio, en la que padres e hijos, profesores y alumnos hallarán valiosas enseñanzas a través de la aventura, la magia y la imaginación.

.

 

 

.

INICIO DEL LIBRO

—Las tres niñas y los dos niños que respondieron al llamado están listos y considero que podemos iniciar la nueva etapa del trabajo —dijo Itzú, el mago, entregando al Regente del Destino una pequeña esfera metálica semitransparente con abundantes datos sobre los cinco.
El Regente insertó la esfera en su equipo visor y observó las imágenes tridimensionales, con el fin de examinar el posible futuro de estos niños. Durante algunos minutos miró una cascada de imágenes que aparecían y desaparecían con sorprendente rapidez y luego apagó el equipo. El mar de información que acababa de procesar era increíble.
Con su potente pensamiento, el Regente miró más a fondo el destino de los niños sin emplear ningún instrumento. A los pocos minutos le dijo a Itzú:
—Aún no están listos.

.

ARGUMENTO

Al celebrar Milén los 300 años, las autoridades promueven un concurso para elegir el árbol representativo del pueblo.  Algunos quieren imponer el venenoso árbol Upax para generar riqueza, pero se afectaría el futuro de la región. La ignorancia de esa realidad y la apatía de muchos adultos indican que el árbol Upax será el ganador.  Cinco niños, inspirados por las historias de una anciana, se inscriben en el concurso y proponen el árbol Udi, mencionado en una profecía indígena como el antídoto contra una maldición que pesa sobre el pueblo.

Print

Por su firme voluntad de servir, los niños atraen la ayuda de los seres de los mundos sutiles, entre ellos el mago Itzú, Amaité y Caissa. Las fuerzas malignas, a través de Drek y sus aliados, descargan toda su fuerza para impedir que encuentren el árbol Udi. Caissa muestra a los niños que su aventura se refleja en el ajedrez como la Gran Partida de Milén.  Al vivirla y jugarla con valentía, descubren los tesoros ocultos por las piezas del ajedrez. La torre, por ejemplo, oculta el tesoro de la Luz del Pensamiento.

.

FRAGMENTO DEL CUENTO: EL SUEÑO DE DIANA

Desde el momento en que, bajo la presión del alcalde, el colegio de Diana aprobó el árbol Upax como candidato para el concurso, ella se sintió indignada. Sabía que era un árbol venenoso y que extraía los recursos de la tierra, dejándola estéril. Por eso ella fue la primera en decir a sus compañeros del Club de Sembradores que debían apoyar el árbol Udi.

Aquella noche, con la ayuda de Amaité, Diana soñó que caminaba por un sendero, fascinada con la naturaleza. Se detuvo a orillas de un lago y observó que una abeja buscaba néctar en una inmensa flor de loto. ¡Qué lotos! Los había blancos y rosados, y en una de las orillas crecían otros amarillos, más pequeños. Emergían del fango y abrían anhelantes sus pétalos a la luz.

Su contemplación fue interrumpida por la algarabía de un vistoso papagayo. Al acercarse, pasó un colibrí de brillante plumaje. Diana se olvidó del papagayo, dio rienda suelta a su espíritu juguetón y persiguió al colibrí. Al principio la persecución fue fácil porque el ave se limitó a bordear lentamente el río.  Tras unos minutos se dirigió hacia un área cubierta por abundantes pastos, obligándola a apurar el paso para no perderlo de vista. El verdadero reto comenzó cuando el colibrí se elevó hasta unos matorrales y descendió por la cañada.

Estos desafíos, lejos de desanimarla, redoblaron su interés por la persecución. Era como si el colibrí supiera que se trataba de un juego. A veces se posaba en alguna rama, dejándose ver con picardía. En otros momentos se ocultaba y reaparecía en algún lugar inesperado, haciéndola reír a carcajadas.

Después de esta aventura Diana se halló en un bosque desconocido y el ave desapareció. Por más que buscó y esperó, el colibrí continuó oculto. Poco a poco la niña empezó a sentir una grata presencia. ¡Era Amaité! De hermoso rostro y largo cabello, llevaba puesto un vestido que resaltaba las líneas de su cuerpo.

—Hola Diana— le dijo amigablemente.

Sorprendida, la niña la saludó con una sonrisa tímida.

Amaité avanzó unos pasos y le dijo:
—Te llamé de muchas maneras y por fin uno de mis colaboradores pudo traerte.

Al decir esto señaló hacia una rama, donde el colibrí descansaba apaciblemente.

 

TESTIMONIOS

“Tu libro Los cinco tesoros de Caissa me fascinó. Cada vez la lectura se vuelve más interesante y te provoca entrar más y más en el libro y continuar la lectura por siempre. Te digo con toda sinceridad que he leído muchos libros pero nunca he experimentado tanta emoción en una lectura tan útil y hermosa. Me sorprendió el trato a la naturaleza que mencionan en el libro y cómo unos niños tan cotidianos se vuelven unos héroes y la ayuda de los señores de los mundos sutiles inimaginable. El final casi me hizo desmayar por lo hermoso que estaba. Gracias por tu libro ya que nos ha hecho interesarnos más en el juego del ajedrez”.
Mariana Velez, Alumna de 5º grado – Colegio Soleira.

“¡Qué encantadora historia! Me parece muy apropiada para los niños y tiene una narrativa y un ritmo perfectos: no me cansé en ningún momento y estuve pendiente todo el tiempo del desenlace de los hechos, lo que es para mí prueba de la continuidad que compone el texto. En verdad quedé encantado”.
Edwin Tamayo, Licenciado en Educación, Universidad de Antioquia

Ayer leí el libro, Luis Eduardo, y es sencillamente exquisito. Las ilustraciones son extraordinarias y el nivel de genio que creativo que conlleva es mucho más que lo que aparenta. Será un libro vivido desde infinitos niveles de conciencia, como las joyas de la literatura universal. ¡Mis sinceras felicitaciones!
Dora Ospina – Traductora

Estoy gratamente sorprendido con el resultado final del libro, Luis Eduardo. Buen formato. Buen diseño editorial. Excelente diagramación y muy bellas se ven las ilustraciones. Felicitaciones y éxito en esta empresa.
Gabriel Jaime Jaramillo, Director Creativo Esquema Publicidad

Apreciado Luis Eduardo: tus muchas experiencias puedo verlas reflejadas en tu grandioso libro Los Cinco Tesoros de Caissa y creo que este es el momento propicio para compartir de forma incondicional con el mundo toda tu riqueza interior. Al leer el libro encuentro mucha sabiduría, muchísimos detalles que inspiran en mí la certeza de que este libro será un éxito contundente. Los niños ampliarán su visión de la vida y tendrán herramientas para enfrentar sus nuevos retos con valentía. Te felicito por este logro y te envío mi humilde gratitud por trabajar con tanto amor en este proyecto que hoy ha dejado huella en mi corazón y en la de mi familia. Cada tesoro se convierte en una lección de vida que llevaré escrita en mi mente y en mi corazón. ¡Gracias de nuevo!
Adriana María Rua G. – Experta en administración y ventas

Estimado Luis Eduardo: Quiero darte las gracias por este trabajo tan hermoso y sabio que tu alma te inspiró. Leí todo el libro y a medida que recorría sus páginas me parecía que el sendero se iba abriendo ante mis ojos. Aunque no todo el mundo está en condiciones de captar su profundo significado, creo que hasta los más sencillos podrán extraer el rico mensaje de valores que tanto estamos necesitando. Gracias de nuevo por este extraordinario servicio a la humanidad. Quiera La Vida que este gran proyecto de divulgación que tienes en mente logre ser realizado. Hay que alimentarlo con mucha fe y esperanza como una contribución más a la humanidad. Te deseo un gran éxito en este trabajo.
María Eugenia Llano – Educadora con muchos años de experiencia

Hola Luis, he terminado de leer el libro y me parece excelente. El contenido es absolutamente pertinente y se convierte en un poderoso recurso de vida. Muchas gracias por compartirlo y felicitaciones.
Luis Fernando Arango – Profesor universitario de Comunicación Visual

Apreciado Luis Eduardo: Acabo de terminar de leer completamente el libro y me parece una obra cautivadora, se disfruta mucho al leerla. Una fantástica y creativa aventura, especialmente la del final. La combinación lograda entre cada pieza del ajedrez con cada uno de los cinco tesoros-valores es mágica.  Los hermosos mensajes entrelazados con las bellas imágenes nos transportan a un ensueño del cual no quisiéramos salir.  La visita de los niños a los mundos sutiles me llenó de inspiración  y me trasladó de inmediato a los momentos cuando practico la meditación.  Recordé muchas enseñanzas que quiero poner en práctica, en especial la del contacto más constante con mi propio interior sin ponerle más barreras.  Cada mensaje es un espejo en el cual se reflejan nuestras fortalezas y debilidades. Si vivimos en la práctica cada una de las bellas frases de los tesoros, nuestra vida puede ser cada día más armoniosa y dichosa.  De nuevo, muchas felicitaciones.
Ofelia María Guevara, Administradora

Hola Luis Eduardo:  En varias ocasiones te he felicitado por tu libro “Los cinco tesoros
de Caissa” y esta vez quiero dejar por escrito mis comentarios: Tu libro se puede entender como una propuesta pedagógica para el aprendizaje y la práctica de valores tan importantes y útiles para la vida, como son los que los protagonistas se ven involucrados en descubrir –a través del ajedrez– y aprovechar, como herramientas, para
lograr sus objetivos en la aventura que emprenden. He tenido la oportunidad de leerlo con mis nietos y ambos han captado los mensajes, han reconocido la importancia del trabajo en equipo y han mostrado un interés tan constante hasta el final, que me sugiere el efecto positivo que ha despertado en ellos su lectura. ¡Gracias por este maravilloso regalo!
Inés Elena Giraldo – Asesora en Investigación
Instituto de Biología, Universidad de Antioquia

tesoro4

.

Ilustraciones de Giovanny Zapata – ISBN 978-958-8482-21-7
Impreso por Cargraphics, Medellín, Colombia, 2011

111 páginas

Temaño 20 x 13 (Cerrado)

.

.

.

.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: